29 C
Asunción
Vie 19 abril 2024

El asesinato de James Bulger

El caso que conmocionó al mundo hace 29 años, James de apenas 2 años había acompañado a su madre al centro comercial New Strand, ella ingresó a la carnicería y mientras se disponía a pagar la cuenta, soltó la mano del pequeño.

Fueron solo unos segundos pero bastaron para que James desapareciera de la vista de su madre, en ese lapso James fue llevado por dos niños, la cámara de seguridad captó el momento exacto en que el pequeño iba tomado de la mano de otro niño más grande que él.

El trayecto del mercado hasta Walton -donde se halló el cadáver de James Bulger implica alrededor de 4 kilómetros. En ese camino los tres nenes se toparon con 38 personas que vieron la situación. Sólo algunas se percataron de que algo sucedía.

Para entonces, Robert y Jon habían secuestrado a James Bulger del Strand e intentaron ahogarlo en el canal cercano. Luego lo habían llevado, arrastrado y pateando durante todo el camino, a veces balanceándolo violentamente en el aire o tirándolo contra la carretera, hasta llegar a la vía del tren donde lo apedrearon con ladrillos, le golpearon la cabeza con una barra de hierro, abusaron sexualmente del pequeño, le introdujeron pilas en la boca y en el recto, lo pisotearon tanto que su abdomen estalló, lo dejaron en las vías del tren, y fue partido en dos por la locomotora, para cuando James había muerto los niños volvieron a sus casas riendo como si nada había pasado, la desaparición de James tomó estado público.

Inglaterra entera buscaba al pequeño sin saber que ya no se encontraba con vida, unos días después el cuerpo fue descubierto y la saña con la que asesinaron al pequeño puso al país en la búsqueda de sus asesinos, la policía revisó las cámaras de seguridad.

Y vieron que dos niños mayores que James lo habían llevado, cuando llegaron hasta los dos niños, fueron llevados hasta la estación policial, donde entre lágrimas habían confesado que asesinaron a James, el horror ante lo que estaban escuchando se apoderó de los investigadores, los asesinos de James Bulger eran dos niños de apenas 10 años, Robert Thompson y Jon Venables, cuando el país se enteró, se horrorizo por la edad de los asesinos pero la rabia era demasiada y pedían el mayor castigo posible para ellos.

A pedido del gobierno ambos fueron juzgados como adultos, pero que los había llevado a cometer semejante acto de maldad, ambos venían de familias con padres alcohólicos, maltratos y eran víctimas de bullying en la escuela, pero lo que los motivó aún más fue la película que habían visto Chucky El Muñeco Diabólico, el 24 de noviembre de 1993 ambos chicos fueron declarados culpables por el asesinato de James Bulger y, a partir de ese momento, se convirtieron en los asesinos más jóvenes en la historia del país.

La sentencia aclaraba que ambos debían ser encarcelados en jurisdicciones distintas para no volver a tener contacto nunca más. En junio del año 2001 salieron en libertad al cumplir la mayoría de edad y se dio a conocer los lugares en donde habían pasado los últimos siete años ya que desde el momento en que fueron a prisión no se supo más nada de ellos debido a que estaba dentro de las condiciones legales que la información no fuera pública. Thompson había sido destinado al Centro de Atención Segura de Barton Moss en Manchester donde, según dicen, se lo notó desarrollar conocimientos en el arte. Por su parte, Venables pasó el tiempo en Vardy House, unidad de seguridad de Red Bank en St. Helens en Merseyside.

A partir de ese momento, Thompson y Venables dejaron de ser ellos. Se les dieron nuevas identidades para que no hubiera peligro de que los identificaran y se registraron episodios violentos. En la actualidad, está completamente prohibido brindar información de cualquiera de los dos y, en caso de hacerlo, esto puede llevar a quien la difunda a prisión o a pagar grandes sumas de dinero. Phil Roberts detective, declaró: “En lo que a mí respecta, ese día me quedé mirando el mal a la cara”

“Eran una pareja hecha en el infierno. Un capricho de la naturaleza. Salieron ese día a matar, realmente lo creo. Y si no los hubieran atrapado, temo que hubieran atacado de nuevo”.

Fuente: Twitter – RETRO PY

Fecha:

A %d blogueros les gusta esto: